Queratosis Actínica (Queratosis Solar)

Común
Más de 200,000 casos en Estados Unidos por año

  • Requiere diagnóstico médico
  • Síntomas: Parche de sensación áspera, labios constantemente secos, comezón o ardor, parches ásperos y dolorosos
  • Color: Por lo general marrón-rojizo
  • Ubicación: En cualquier parte de la piel más expuesta al sol
  • Tratamiento: Lubricación, cirugía láser, peelings químicos, fototerapia

La Queratosis Actínica, también conocida como queratosis solar, es una lesión superficial de la piel causada por la exposición repetida a los rayos UV.

El riesgo de padecer queratosis actínica aumenta con la edad y es más común en personas de piel y cabello claros, sistemas inmunológicos débiles, o una historia de quemaduras solares intensas vuelven a una persona más susceptible a la enfermedad. A pesar de que la enfermedad no es peligrosa, a veces puede convertirse en carcinoma de células escamosas, una forma de cáncer a la piel.

Enfermedades similares: Quemaduras solares y eccema, Lentigo Solar (manchas solares)

Síntomas de Queratosis Actínica

La queratosis actínica se presenta como parches ásperos y escamosos en la piel. Por lo general aparece en las zonas más expuestas al sol, como lo son cara, cuero cabelludo y dorso de las manos.

Las lesiones son rojas, costrosas y similares a verrugas. Los bultos se sienten como papel de lija cuando son pequeños, pero la queratosis actínica puede convertirse en lesiones de mayor tamaño (1/4 de pulgada). Puede haber comezón e inflamación en la piel que rodea a las lesiones. En algunos casos, las manchas se escaman y usted puede sentir dolor o sensanción de ardor.

La queratosis actínica puede ir y venir. Puede aparecer en la piel, permanecer durante meses, y luego desprenderse y desaparecer. La piel repentinamente puede sentirse suave, pero la afección puede volver a aparecer en pocos días o semanas, a menudo cuando la persona se expone al sol sin protección.

¿Qué puedo hacer?

Evitar la exposición excesiva al sol es la mejor manera de prevenir la queratosis actínica.

Usted puede usar un sombrero para el sol y ropa para proteger su piel de este. Para las partes que no pueden ser protegidas con prendas de vestir, tales como cara y manos, se puede aplicar protector solar con un buen factor de protector solar (FPS). Puede consultar a un farmacéutico para elegir la mejor opción para su caso.

Es importante hacer un seguimiento de los cambios en su piel y lunares. Si usted nota una lesión en la piel que ha crecido o cambiado en otros aspectos, debe comunicarse con su médico. Si el daño crece en profundidad, puede desarrollarse cáncer a partir de una queratosis actínica.

¿Debería buscar atención médica?

Debido a que la queratosis actínica puede convertirse en cáncer a la piel, usted debe tratarlo tan pronto como sea posible para reducir el riesgo de carcinoma de células escamosas. Hasta el 10% de los casos de queratosis actínica deriva en carcinoma de células escamosas, por lo que se recomienda que consulte a un dermatólogo.

Tratamiento para la Queratosis Actínica

La queratosis actínica se puede tratar de varias maneras. Cremas tópicas pueden tratarla antes de que se vuelva cancerosa. Cirugía láser, peelings químicos, y fototerapia son otras opciones para eliminar las lesiones. Durante el tratamiento con fototerapia, lubrique la zona afectada con una crema e ilumine la zona con luz infrarroja, lo que permite que las células anormales se curen.


Fuente:

American Academy of Dermatology. Actinic keratosis. Disponible en: https://www.aad.org/public/diseases/scaly-skin/actinic-keratosis

 

Respuestas a sus preguntas

¡Anónimo, rápido y seguro!

logo
1 (415) 234-4124
Support
Share This